Nuestra preocupación por CUIDAR

Nuestro concepto de CUIDADO (d.CARE, en inglés) se basa en la idea de mirar siempre la situación de vida completa de cada uno de nuestros pacientes y ayudar a mejorarla: ¿Cuál es el mejor tratamiento? ¿Qué servicios adicionales pueden ser necesarios? ¿Cómo pueden nuestros pacientes vivir una vida lo más normal posible?

Estas son las preguntas que nos impulsan a crear la mejor calidad de vida posible para cada paciente. Nos esforzamos por ayudarlos a tomar un papel activo en su tratamiento. Y al ofrecerles los más altos estándares de atención médica y una gama completa de cuidados renales, les damos la posibilidad de elegir qué tratamiento encaja mejor con sus vidas. Con el fin de adaptarnos de la mejor manera a cada persona, coordinamos varios tipos de servicios renales y asumimos la responsabilidad de ayudar a nuestros pacientes a través de cada etapa de su evolución.

Es por eso que hemos desarrollado la Coordinación del Cuidado del Paciente. Un programa que tiene un triple efecto positivo: mejora la calidad de vida de nuestros pacientes, hace un valioso aporte a la salud pública y nos ofrece oportunidades de crecimiento en nuevas áreas terapéuticas.

100% enfocados en mejorar la calidad de vida.