¿Por qué tenemos riñones?

Los riñones son imprescindibles para la supervivencia. Llevan a cabo varias funciones todas ellas de gran importancia. Sus principales funciones son filtrar los productos de desecho de nuestra sangre y mantener en equilibrio los niveles de sales (electrolitos) y agua de nuestro cuerpo.

¿Dónde se encuentran los riñones?

La mayoría de las personas tiene dos riñones, aunque es posible vivir y llevar una vida normal con uno solo. Tienen forma de judía y un tamaño similar al de un puño. Para saber dónde tenemos los riñones, podemos hacer lo siguiente: poner las manos en la cadera y desplazarlas hacia arriba hasta que notemos las costillas con los dedos. Los riñones se encuentran en la espalda, debajo de los dedos pulgares. No los notamos, pero están ahí, bien protegidos en el cuerpo.

Cómo funcionan los riñones

En función del peso, tenemos entre 4 y 6 litros de sangre circulando por el cuerpo. A través de las arterias renales, la sangre entra y circula por los riñones. Por los riñones pasan cada día aproximadamente 1500 litros de sangre, que se depuran/filtran gracias a los más de un millón de pequeños filtros que se encuentran en cada riñón. Estos filtros se llaman nefronas y son tan pequeños que se necesita un microscopio para poder verlos. La mayoría de las enfermedades renales se producen por problemas en dichas nefronas. Cuando estas pierden su capacidad para filtrar, se pueden acumular niveles peligrosos de líquidos y productos de desecho.

La sangre necesita ser depurada/filtrada

Una vez que el organismo toma los nutrientes que necesita de los alimentos que ingerimos, algunos de los productos de desecho vuelven a la sangre. Una de las funciones principales de los riñones es eliminar/filtrar de forma continua estos productos de desecho de la sangre. Podríamos decir que los riñones son la “estación de limpieza” de la sangre. Si los riñones no eliminan los productos de desecho, estos se acumulan en la sangre y afectan de manera negativa a nuestro cuerpo.

Los riñones tienen otras funciones

Además de depurar o limpiar la sangre, los riñones tienen otras funciones. Son importantes para mantener en equilibrio el volumen de líquidos y de minerales del organismo.

Eliminación de productos de desecho y agua

Las sustancias que filtran los riñones se mezclan con agua y se transforman en orina. La orina sale de los riñones a través de unos pequeños tubos (los uréteres) y se acumula en la vejiga. La orina contiene los productos de desecho y agua. Sale del organismo a través de la uretra.

Los riñones siempre están trabajando

Los riñones también producen la vitamina D activa que el cuerpo necesita para absorber el calcio de los alimentos. El calcio, entre otras cosas, es importante para el desarrollo de los huesos. Además, los riñones ayudan a regular la tensión arterial y estimulan la producción de glóbulos rojos. Por ello, sin ningún tipo de duda, la función de los riñones es vital para nuestro bienestar.