Diálisis peritoneal

La DP se realiza dentro de su cuerpo sin que se deba manipular la sangre. Se infunde un líquido de diálisis estéril en el abdomen donde permanece por un periodo de tiempo, en general, entre 4 y 12 horas. Luego se drena y se extraen los productos de desecho y el exceso de líquido del interior de la cavidad abdominal. Este procedimiento se repite entre tres y cinco veces al día (diálisis peritoneal continua ambulatoria [DPCA]) o bien se realiza por la noche con la ayuda de una máquina (diálisis peritoneal automatizada [DPA]).

Cómo funciona la diálisis peritoneal

Diálisis peritoneal

Se introducen aproximadamente dos litros de líquido de diálisis en el abdomen mediante un tubo especial llamado “catéter de DP”. Este proceso se llama “infusión”. El proceso de depuración utiliza la membrana del abdomen como filtro natural. Los productos de desecho y el exceso de líquido se extraen desde el abdomen al líquido de diálisis a través de la membrana peritoneal. Este proceso se llama “tiempo de permanencia”. Después de 4 a 12 horas, este líquido se elimina del abdomen en un proceso que se denomina “drenaje”, que dura entre 20 y 30 minutos. A continuación, se introduce más líquido estéril en el abdomen y todo el proceso comienza de nuevo. Este proceso de drenaje del líquido anterior y de administración del nuevo se llama “intercambio” y se produce básicamente por gravedad. Salvo durante el tiempo que duran estos intercambios (como promedio, entre 30 y 40 minutos, de tres a cinco veces por día), tiene el resto del día para hacer lo que desee (p. ej., trabajar, estudiar o incluso viajar).

Inserción del catéter

La diálisis peritoneal necesita de un acceso a la cavidad abdominal. Esto se lleva a cabo mediante el catéter de DP. Se trata de un tubo de plástico delgado que tiene aproximadamente el tamaño de un lápiz y, en general, se inserta a través de la pared abdominal en la cavidad abdominal. Habitualmente, lo inserta un cirujano o nefrólogo con anestesia general o local. Permanece en su cuerpo de manera permanente y apenas una pequeña parte sobresale a través de la piel para conectarse al equipo de transferencia y a las bolsas de DP durante los intercambios. El catéter de DP es el mismo para la DPCA y la DPA. Antes de comenzar el tratamiento de DP, es conveniente esperar dos semanas después de que se haya insertado el catéter.

Es muy importante mantener limpios el catéter y el área a su alrededor. Se le enseñará cómo conseguir esto y cómo evitar infecciones.

¿Puedo llevar una vida normal?

Como paciente en diálisis peritoneal, puede seguir haciendo la mayoría de las cosas que hacía antes de comenzar este tratamiento, y su función renal residual podrá preservarse por más tiempo y de esta manera tendrá menos restricciones en su dieta. Quizá deba restringir la cantidad de líquido que toma y la cantidad de sal que consume. Como parte del proceso, podrá consultar estas dudas con un dietista.